Guía de iniciación BDSM

person Publicado por: Sexólogo LovelyPlay list En: Estimulación sexual En: comment Comentario: 0 favorite Golpear: 99

Sal de la rutina y descubre como indiciarte en el BDSM un mundo lleno de posibilidades.

El BDSM es una de las ramas del sexo no convencionales más practicadas. El “boom” vino a raíz del impacto de Cincuenta sombras de Grey, un libro y película taquillera en la que se ven escenas de BDSM. Con este fenómeno muchas personas se han querido sumergir en esta experiencia, pero sin tener mucha idea. Tranquilxs que Lovelypay te mima. Siempre.
Lo principal que debes saber es que el BDSM son siglas de varias practicas no convencionales: Bondage, Disciplina, Dominación/Sumisión, Sadomasoquismo. Popularmente se tiende a englobar todo dentro del Sadomasoquismo, y lo cierto es que solo es una parte del todo que conforma el BDSM. 

  • Bondage: ataduras eróticas.
  • Disciplina: prácticas de “adiestramiento”.
  • Dominación/sumisión: el placer viene dado del control que una de las personas involucradas ejerce sobre la otra. Este control se expresa en mandatos, prohibiciones y órdenes. 
  • Sadomasoquismo: practica en la que se obtiene el placer a partir de dolor, sea físico (cera caliente, azotes) o mental (humillación).

Si quieres adéntrate en el basto mundo del BDSM, lo más importante que debes desarrollar es la comunicación. Establece una palabra de seguridad que pare de inmediato el encuentro. Puede ser “vino”, “melocotón” o “may day”. Lo ideal es que sean palabras descontextualizadas para que interrumpa de inmediato el juego. También, debes aprender a desarrollar nuestra lectura corporal para guiarte durante la práctica.

¿Qué es lo que implica cualquier tipo de juego BDSM?

Primero de todo, que todas las prácticas son voluntarias y consensuadas. Dentro de lo que es la comunicación que comentábamos antes, debéis hablar de cuáles son vuestras fantasías, preferencias, límites… siempre antes de empezar la experiencia.
Es muy importante la confianza y entrega mutua entre todxs lxs participantes, sinceridad a la hora de expresar fantasías y determinar los límites de hasta donde quieres llegar.
Los roles… El rol es el papel que desempeña cada uno durante el juego. Aunque en pareja los roles son intercambiables, vamos a definir qué es cada rol.


El rol Dominante es el que toma la responsabilidad sobre el otro (sumiso). Actúa de acuerdo a su voluntad y deseo.
La persona que queda a merced de la voluntad del rol dominante es el rol Sumiso. En su papel obedece y se deja llevar. Es quien indica la intensidad, forma y nivel del juego puesto que siempre es una sumisión voluntaria y consensuada.
Y por último el rol Switch, es aquel rol en que la persona que lo desempeña puede desarrollar ambos roles.

Empecemos a Jugar

Para no perderse durante la experiencia que hayas elegido jugar es recomendado seguir los siguientes pasos.

  • Decidir un rol entre los participantes, para elegirlo, es imprescindible ser honesto contigo mismx explorando las propias inquietudes, gustos, preferencias y límites.
  • Elegir el nombre, es importante ponerse un nombre como si fueras un personaje de una serie o novela. Al pronunciarlo, sabrás que estas juagando y facilitara el hecho de separar el juego de la realidad.
  • Hacer un contrato, es una parte esencial del BDSM. Forma parte del juego y recoge los límites y pactos acordados mutuamente entre los integrantes del juego.
    Dentro de los límites, se especifican los puntos que son negociables y los que son infranqueables. Esta es la forma mediante la cual todo queda super claro para ambas partes y se asume el compromiso de cumplimiento, dando seguridad a las prácticas.
  • Establecer la palabra de inicio de juego y la de seguridad como hemos comentado en los primeros párrafos de la guía.
  • Hacer la playlist, antes de empezar la sesión se pactan las practicas, juegos y fantasías que les gustaría experimentar, es vital confiar en la pareja y dejarse llevar, no pueden existir secretos ya que sin sinceridad no podréis disfrutas de aquello que tanto te apetece, aunque a veces, no es fácil confesar lo que deseamos.

Además… Podéis invertir en material BDSM ¿Por qué no? Te recomendamos una fusta, pala o flogger como azotador. Quizás alguna cuerda para inmovilizar a la persona y una venda para los ojos.  Si la practica contiene sexo explícito, podéis empezar interactuando dentro del BDSM. Azotes, esposas, ataduras, saliva o bofetadas pueden ser el inicio de una follada brutal. Recomendamos probar a inmovilizar a la persona y utilizar un vibrador o masturbador para llevarla hasta el orgasmo sin que se pueda mover.

¡Y ya estás preparado! Empieza una buena sesión de sexo y BDSM ¿Te animas?

Comentarios

Sin comentarios en este momento!

Deje su comentario

Domingo Lunes Martes Miércoles Jueves Viernes Sábado Enero Febrero Marzo Abril Mayo Junio Julio Agosto Septiembre Octubre Noviembre Diciembre