Ejercicios Kegel. ¿Qué son y para qué sirven?

person Publicado por: Sexólogo de Lovely Play list En: Parejas y relaciones En: comment Comentario: 0 favorite Golpear: 173

Aprende sobre tu suelo pélvico y aprende la importancia de ejercitarlo.

Ejercicios Kegel. ¿Qué son y para qué sirven?

¿Qué son los ejercicios Kegel?

Los conocidos ejercicios, de los que posiblemente hayas escuchado alguna vez el nombre, sirven para ayudar a fortalecer los músculos debajo del útero, la vejiga y el intestino grueso. Si, vigorizar el suelo pélvico.
Una rutina de movimientos Kegel ayuda a hombres y mujeres que tengan problemas con escape de orina, control intestinal, malestar vaginal… Todos estos problemas tienen, hasta cierta medida, una solución factible gracias a los ejercicios Kegel que puedes realizar tu solitx en casa.

¿Quién puede estar interesado en los ejercicios Kegel?

Hay muchas razones por las que puedes estar interesado en practicar ejercicios Kegel, aunque lo más común es para poner solución a los siguientes problemas:

  • El propio envejecimiento.
  • Aumentos de peso que afectan a estas zonas.
  • Después de los embarazos y un parto donde la zona está afectada.
  • Cirugías ginecológicas en las mujeres o de próstata en el caso de los hombres.
  • Afectaciones nerviosas por patologías como el cáncer.

Cómo trabajar los músculos del suelo pélvico

Los ejercicios se pueden hacer donde y como se quiera, mientras estés de pie o en movimiento durante ese tiempo, nunca sentada o en reposo.
Lo más importante es tener localizados los músculos implicados y para ello lo mejor es tener una buena dirección por parte de un profesional.
El más básico de los ejercicios serian fingir el gesto de orinar y después intentar contener la orina. Así es como este ejercicio de salida y contracción donde durante unos segundos hay que mantenerlo.
Hay que prestar atención a como se sienten los músculos de la zona después de estar trabajando con ellos, si los sientes firmes, has hecho el ejercicio correctamente. Sus muslos, glúteos y abdomen deben permanecer relajados.
Otra forma de hacerlos es seguir una vía distinta, que es hacer lo mismo como si se tratara de expulsar gases.
En el caso de las mujeres sabremos que se hace el ejercicio correctamente cuando se puede apretar la vagina con el dedo dentro y este se siente presionado, y lo mismo en el caso de los hombres con el ano.

Ejercicios para fortalecer el suelo pélvico / ejercicios de Kegel

Antes de empezar el ejercicio esté seguro de que no siente ganas reales de orinar para evitar accidentes.
Apriete los músculos y manténgalos apretados, contando hasta 3 a 5 segundos. Ahora relaje los músculos y cuente hasta 3 a 5 segundos. Repita el ejercicio 10 veces, 3 veces al día.
Respire profundamente y relaje el cuerpo cuando esté haciendo estos ejercicios. Cuide de no estar apretando el estómago, los muslos, los glúteos ni los músculos del pecho.
En 4 semanas debería de haber mejorado los síntomas.
No utilizar en exceso estos ejercicios si ya no existe el problema.

Aparatos para fortalecer el suelo pélvico

El uso de apartaos para realizar los ejercicios Kegel puede ser de gran ayuda, pues los movimientos que hagas serán mucho más efectivos. Se pueden utilizar pequeños vibradores y también, en el caso de las mujeres, el uso de las conocidas “bolas chinas” porque ayudan a intentar mantener la fuerza y la presión que se hace.
Además, es muy recomendable pedir ayuda a un profesional porque nos ayudara a marcar las pautas y a poner ejercicios más detallados. Como todo en sí mismo, hacerlo sin más y mal, puede causar más daños que beneficios.

Bolas chinas para fortalecer el suelo pélvico

Lo primero que debes tener claro es que no son una herramienta para proporcionar placer, placer sexual directo no. Ya que la vagina carece de terminaciones nerviosas internas, por lo cual, si están colocadas, es muy excepcional que produzcan placer.

Qué son las bolas chinas y para qué sirven

Las bolas chinas, conocidas también como Geisha o Ben Wa, a pesar de su nombre no se originan en china, sino en Japón, aunque no tengamos evidencias fiables. Son aparatos formados normalmente por una o dos bolas unidas por un cordón de silicona. Esas bolas llevan otra bolita en el interior que choca contra las paredes de la bola que la contiene al llevarlas colocadas, al estar en movimiento.

Hay mujeres que notan las pequeñas vibraciones de la bolita que contiene la esfera cuando están en movimiento con las bolas chinas en el interior de la vagina. Por otra parte, otras personas no las notan, pero no es algo malo, puede ser que tengan el suelo pélvico más debilitado, que es una de las razones por las cuales se utilizan las bolas chinas, o que estén colocadas en la parte superior de la vagina, que carece de sensibilidad. Y eso no significa que carezcan de efectividad, pues la pequeña vibración se produce igual.
Ese movimiento que producen las bolitas en las esferas, es una de las claves para la rehabilitación del suelo pélvico, la vibración creada provoca una contracción involuntaria y continua en los músculos que la rodean, aumentando la circulación sanguínea, la lubricación y el tono muscular. Por llevar dos bolas o más al mismo tiempo no significa que sea más eficaz, pues puede llegar a ser molesto por mujeres con el cuello del útero más bajo.
Para que las bolas geisha sean efectivas, es imprescindible moverse al llevarlas colocadas, pues sin movimiento, esas contracciones involuntarias no se darán.

¿Cómo ayudan los ejercicios del suelo pélvico?

Ha sido demostrado que la utilización continuada de las bolas chinas aporta beneficios a las mujeres adultas y sanas que las usan, ya que mejoran el tono de los músculos del suelo pélvico, aumentan la irrigación sanguínea y ayudan a mejorar la lubricación natural de la vagina. De esta manera, con su uso continuado en el tiempo lograremos una mejoría considerable en la calidad de las relaciones sexuales.
¿Qué implican estos beneficios? Muy fácil, se traduce en orgasmos más largos e intensos y recuperación de la sensibilidad sexual cuando, por ejemplo, la hemos perdido tras un largo o traumático parto con fórceps, episiotomía… De esta manera, un suelo pélvico tonificado y fortalecido ayudará a evitar incontinencias urinarias y disminuir en algunos casos el riesgo de prolapso. 
Así pues, los músculos del suelo pélvico son bastante agradecidos y en cuanto comenzamos a trabajarlos con cierta continuidad sus beneficios llegan muy rápidamente. Siempre que seas constante con tu rutina durante unos 15-30 minutos diarios, deberías empezar a notar sus beneficios en menos de un mes.

Como elegir las bolas chinas adecuadas

Si lo que estás pensando en qué bolas chinas comprar y quieres saber cuáles son las mejores, las mejores son aquellas que mejor se adaptan a tu cuerpo y necesidades concretas. Como hemos comentado, cualquier mujer adulta sana y con un mínimo de fuerza en el suelo pélvico podría usarlas. Pero, para elegir las bolas perfectas para ti, en Lovelyplay nos basamos en las siguientes características: medidas, peso, número de bolas en el pack y materiales empleados en la fabricación.

Medidas de las bolas chinas

La medida estándar está en torno a los 35mm, aunque hay modelos más pequeños para mujeres que no han dado a luz o que les resulten más cómodas. En todo caso, lo importante es que las bolas chinas se mantengan colocadas y no se salgan para que su vibración se transmita a las paredes de la vagina.  Por lo tanto, se recomienda empezar por un tamaño grande y un peso menor.

Peso de las bolas chinas

Lo mejor es que empieces con bolas de menor peso que puedas mantener sin problemas en el interior de la vagina y que permita continuar con la terapia. Usando unas demasiado pesadas que se salgan con facilidad solo conseguirá frustrarte. 

Número de las bolas chinas

La eficacia de las bolas chinas no está en colocarse cuantas más mejor, sino en conseguir mantener dentro de la vagina al menos una para que su vibración contraiga involuntariamente la musculatura que la rodea. Una vez se consiga el tono muscular necesario para llevar colocada una bola, sin contraer voluntariamente, podrás pasar a otra de menor tamaño, más peso o unir dos bolas y llevarlas al mismo tiempo.

Materiales de las bolas chinas

La silicona o el ABS/PC de grado médico, usados especialmente por su carácter hipoalergénico, están ganando terreno ya que suponen una gran garantía de higiene y de que no van a provocar irritaciones ni alteraciones dermatológicas. Intenta evitar los materiales porosos como el plástico, que pueden contener bacterias. Presta atención al material del cordón que no sea de hilo, por la misma razón.

Comentarios

Sin comentarios en este momento!

Deje su comentario

Domingo Lunes Martes Miércoles Jueves Viernes Sábado Enero Febrero Marzo Abril Mayo Junio Julio Agosto Septiembre Octubre Noviembre Diciembre